TdM30km

Como ya mencioné en alguna entrada, mis objetivos para este primer año dedicándome al trail eran dos: Por un lado terminar el circuito CXM Serranía en la mejor posición posible (objetivo conseguido), y por otro lado, ampliar distancia y dar un pasito más allá del medio maratón, para ello me marqué como carrera objetivo los 30km de Montanejos.

El fin de semana del 31 de octubre al 1 noviembre se celebraba en Montanejos todo un festival dedicado al trail running, el sábado 31 por la mañana, se llevaban a cabo las carreras de 55km y 15km, el domingo 1 por la mañana tenía lugar la carrera de 30km en la que yo participaba.

Todo el de semana fue muy especial, eran muchos los compañeros de Corremon que participaban alguna de las 3 carreras, por lo que Montanejos estaba lleno de gente conocida y de ambiente deportivo.

El sábado me levanté a las 5:00 para irme hacia Montanejos con un compañero que participaba en la 55km, nada más llegar me junté con alguna compañera que, como yo, habían ido a ver la prueba. Nos quedamos a ver la salida de la 55km y de la 15km y después fuimos a ver el paso del km 30, después nos fuimos a esperarles en la meta para irnos a comer (aunque casi era hora de merendar).

Yo estaba un poco nerviosa por la distancia, pues lo máximo que había corrido eran 23km y no sabía muy bien como llevaría los otros 7, sin embargo, lo que más me preocupaba era la lluvia. Durante todo el día había estado nublado y con algo de llovizna, pero para el domingo se preveía que cayese bastante agua. Si hacer 30km ya me imponía un poco, hacerlos empapada, con barro y frío me imponía mucho más.

A pesar de que queríamos acostarnos pronto para poder descansar bien, eran las 12 cuando llegaba a la habitación, aun así me puse a preparar a conciencia todo lo que iba a necesitar al día siguiente, dejé junto a mi ropa el chaleco-chubasquero que me había dejado Miguel S. y lo único que esperaba era no tener que utilizarlo. Me encontraba agotada, el día había sido muy largo y no podía creer que al día siguiente tuviese que correr, y encima 30km!, me metí rápidamente en la cama y antes de dormirme eché un ojo a los tiempos de paso del año pasado (por guiarme un poco).

perfil

Sonó el despertador y, si! me encontraba con ganas de correr!, fui corriendo hacia el balconcito y abrí las cortinas con miedo, me asomé con la cabeza hacia el cielo…no parecía que fuese a llover pero aun así, me llevé el chubasquero, si nadie lo usaba, se lo endorsaría a algún compañero que fuese a vernos a la salida.

Ya en la zona de salida, observé que alguno de mis compañeros mostraban la misma cara que yo, esa cara que combina nerviosismo, ganas, miedo e ilusión, también eran los primeros 30km para alguno de ellos.

3

4

Empezó la carrera y enseguida cogí el ritmo, primeros tres primeros kilómetros de subida suave y enseguida empezamos a bajar. La primera bajada es la que lleva al chorro y aunque en el reconocimiento disfruté muchísimo de bajarla rápido, en carrera tuve que contenerme, pues había algo de aglomeración y además tanto la tierra como las piedras estaban un poco húmedas, el resto de la carrera tendría que estar alerta para evitar resbalones.

4b

Llegamos al Chorro, este es uno de los puntos más míticos de la carrera, pues se pasa por delante de una presa que hace el efecto de aspersor. Sólo son 100 o 200 metros desde que empiezas a mojarte hasta que acabas, sin embargo el terreno es una pista de patinaje, lo cual hace que en ese tramo tengamos que ir con muchísimo cuidado y prácticamente andando, por lo que la chopada está garantizada. Una vez pasado este punto, el chubasquero no era tan imprescindible, ya llevábamos 6km y aunque se veía que iba a llover, no tenía pinta de que fuese a ser muy inmediato, por lo que preferí mojarme durante unos kilómetros que llevar el chubasquero durante toda la carrera, así que se lo di a mi entrenador, que estaba con más compañeros al otro lado del chorro.

6

Continuó la carrera y seguí disfrutando del paisaje y del olor a tierra, madera y hojas mojadas, todo era precioso, entendí por qué la llaman “La carrera más bonita de la Comunidad Valenciana”. En estas condiciones tan perfectas los kilómetros pasan volando, tanto que cuando me di cuenta estaba llegando al segundo punto de control, llevábamos 12 km y yo me encontraba increíblemente entera, con las mismas ganas de correr que al comienzo de la carrera, no me sentía cansada ni había tenido señales del dolor de rodilla que suele hacerse notar tras algunos kilómetros.

Hasta aquí todo había ido muy bien pero de repente, alrededor del kilómetro 15, empecé a notar una molestia en el estómago que iba poco a poco a más. Era una especie de ardor en la boca del estómago, como si algo no lo hubiese digerido bien. No tenía muy claro qué podría haber sido, pues había seguido los mismos rituales que normalmente llevo a cabo en carreras de este tipo, mismo desayuno, mismos geles, todo a su hora justa…el caso es que fuese lo que fuese me molestaba y me impedía correr con normalidad.

Kilómetro 17 y se pone a llover, ya no podía pasarme nada más. Seguí con mi carrera intentando no pensar ni en el dolor de estómago ni en que me estaba mojando y cogiendo frío, “no pienses, sólo corre”. Llegué al puente, un larguísimo puente que cruza el río Mijares y en el que la lluvia y el aire eran más intensos por no haber nada que los frenase a su alrededor, de repente alzo la vista y reconozco cuatro siluetas que caminan hacia mí cruzando el puente, eran mi madre, mi hermana, Sergio y Jovi, estaban empapándose y les daba igual, venían hacia mí dándome ánimos. Les comenté lo de mi dolor de estómago y aunque mi madre hubiese preferido que abandonase la carrera, yo ni si quiera me lo planteé.

El tercer avituallamiento y punto de control estaba de nuevo en el chorro (en esta ocasión no había que cruzarlo) y era el kilómetro 20. Volví a ver a mi entrenador y a algún compañero del equipo, los cuales me dieron ánimos y me resumieron lo que quedaba de carrera.

8

Poco después decidí provocarme el vómito, pues sentía que si expulsaba lo que tenía dentro me encontraría un poco mejor, fueron tres veces las que vomité (adrede) y ni por esas, el dolor siguió estando presente durante toda la carrera y además con un agravante más. A las molestias del estómago se le añadió la falta de nutrición durante el resto de la carrera, pues ni me atreví a tomar los geles que tenía pensado tomar (bajo planificación con la nutricionista), ni quise comer nada de los avituallamientos por si me sentaba peor, así que el resto de la carrera lo tenía que hacer sólo con agua. Evidentemente me encontraba algo más floja pero aun así me veía con suficientes fuerzas como para terminarla, eso sí, manteniendo el ritmo moderado que había tenido que llevar desde que empezó el dolor.

En la última bajada empecé a oír al speaker, poco después entraba en el pueblo y vi a mi madre a  unos 200 metros de la  meta, me fui directa a ella, le di un beso y un abrazo y continué, poco antes del arco de meta estaban mi hermana, Sergio y Jovi y no dudé en tirarles besos mientras seguía corriendo hacia el arco.

10

Justo antes de entrar en meta me acordé de que entre las pautas que me había marcado mi nutricionista ponía “km30: brazos en alto, sonrisa en la cara, bebe agua”, y eso fue exactamente lo que hice.

11b

Al otro lado estaban todos mis compañeros esperando para darme la enhorabuena.

14

A pesar de que la carrera no salió todo lo bien que esperaba y que los últimos 15km no los pude disfrutar del mismo modo que los 15 primeros, me siento muy orgullosa de no haberme rendido, he podido comprobar que soy más fuerte de lo que pensaba y que he conseguido que mi ilusión y mis ganas sean mucho más fuertes que mis miedos o mis debilidades. Además ahora sé que a pesar de que en algún momento lo dudé, estaba más que preparada para esta prueba, ya que las piernas, la cabeza, y la motivación me aguantaron en perfectas condiciones durante toda la carrera.

IMG_8365

Por supuesto al año que viene volveré para mejorarla (creo que no me resultará difícil) y además lo haré encantada, carrera preciosa a no poder más!!!

16
Chulísimo el obsequio de la carrera

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s